x
1

Little Nicky



Little Nicky (El hijo del Diablo, en Hispanoamérica) es una comedia estadounidense del año 2000, escrita y protagonizada por Adam Sandler. En el reparto figuran, entre otros, Patricia Arquette, Rhys Ifans, Harvey Keitel y Quentin Tarantino.

Tras haber sido el "Príncipe de las Tinieblas" durante diez mil años, Satanás (Harvey Keitel) reúne a sus hijos para decidir cuál de ellos lo sucederá, pero se da cuenta de que aún no están listos y les dice que deben aprender a mantener el equilibrio entre el bien y el mal. Enfurecidos por esta decisión, Adrian (Rhys Ifans) y Cassius van a la Tierra para crear un nuevo infierno en la ciudad de Nueva York. Al salir, se congela la entrada al infierno, causando que el cuerpo de Satanás entre en descomposición. Para detener a Adrian y Cassius, Satanás envía a Nicky (Adam Sandler), su hijo menor y más amable que sus hermanos. Su única arma es una petaca plateada en la que debe aprisionar el alma de los fugados.

En un primer momento, Nicky tiene problemas para mantenerse con vida en la Tierra. Pero puede regresar a Nueva York cada vez que muere. Un bulldog parlante llamado Mr. Beefy (voz de Robert Smigel) le ayuda en su misión y le lleva a un apartamento que debe compartir con un actor fracasado llamado Todd (Allen Covert). Nicky se enamora de una estudiante de diseño llamada Valerie (Patricia Arquette) que le ayuda a recuperar su petaca.

El primer encuentro de Nicky con sus hermanos se produce cuando Adrian lo ve con Valerie, toma el control mental de su cuerpo y le obliga a decirle groserías. Más tarde Nicky se gana la devoción de dos satanistas metaleros, John (Jonathan Loughran) y Peter (Peter Dante). Esa noche, Nicky intenta disculparse con Valerie. Al principio la reunión va mal, pero ella lo acepta después de que él explica quién es y por qué está en la Tierra.

Al día siguiente, Adrian posee al jefe de la policía de Nueva York (Michael McKean) y acusa a Nicky de asesinato en masa valiéndose de una escena alterada de Scarface. Nicky y sus amigos idean un plan para capturar a Adrian en una estación de metro y meterlo en la petaca pero Adrian descubre su truco y tira a Valerie a las vías: Nicky la salva y es atropellado por el tren, pero debido a su buena acción en lugar de regresar al infierno va al cielo.

Allí se encuentra con su madre Holly (Reese Witherspoon), un ángel que le dice que él puede derrotar a Adrian con la "Luz Interior" que heredó de ella. En efecto, cuando vuelve a Nueva York los demonios le atacan, pero Nicky crea regalos para ellos y los vuelve buenos. Nicky y Adrian pelean y ambos son aspirados por la petaca. Adrian parece ganar y se transforma en un gran murciélago, pero entonces Nicky rompe el cristal y aparece Ozzy Osbourne: muerde la cabeza del murciélago, tal como hizo en uno de sus más recordados conciertos, y la escupe en el frasco.

Con sus hermanos capturados, Nicky vuelve para salvar a su padre. Satanás recupera su cuerpo y recomienda a Nicky volver a la Tierra.

La película termina un año después, cuando Nicky y Valerie viven en Nueva York con su pequeño hijo Zacarías. Se menciona que John y Peter han muerto en un accidente de avión y ahora viven felizmente en el infierno en la antigua habitación de Nicky.

Como nota especial se puede indicar que en Little Nicky, estrenada el año 2000, cuando llega la confrontación final el mismísimo Rob Schneider realiza un cameo gritando en la multitud alentando a Nicky al igual que haría Adam Sandler en la película The Animal, estrenada en 2001.



English Version / Versión en Inglés > Little Nicky


Escribe un comentario o lo que quieras sobre Little Nicky (directo, no tienes que registrarte)


Comentarios
(de más nuevos a más antiguos)


Aún no hay comentarios, ¡deja el primero!