x
1

TransMilenio



TransMilenio es un sistema de transporte de tipo BRT, que hace parte del sistema de transporte masivo de Bogotá y Soacha cuya entidad gestora es la Empresa de Transporte del Tercer Milenio S. A.. Su construcción se inició en 1998 y fue inaugurado el 4 de diciembre de 2000. Entró en operación el 18 del mismo mes con las troncales (líneas) de la avenida Caracas (hasta la avenida de los Comuneros) y la calle 80.[4][5]​ Desde entonces se han abierto nuevas troncales. Forma parte del SITP, junto con los servicios urbano, complementario y especial, que circulan por los barrios y vías principales de la ciudad.

El sistema está basado en la Red Integrada de Transporte de la ciudad de Curitiba (Brasil).

El sistema TransMilenio es el tercero de este tipo BRT desarrollado en Latinoamérica (el primero fue el de Curitiba en Brasil y el segundo el trolebús de Quito en Ecuador).

En el sistema TransMilenio inicialmente se implementó una uniformidad total en cuanto a color de los buses articulados, sin importar la ruta, actualmente el color rojo se mantiene y se combina con otros según el tipo de bus: extremos amarillos para el biarticulado, extremos grises para el bus dual, franjas verdes para los buses duales híbridos y ambientalmente sostenibles.

Es un sistema cuya infraestructura (vías y estaciones), se desarrolla con recursos públicos, y la administración, planificación y organización del sistema la hace una empresa pública, TransMilenio S.A. [6]​Los vehículos son propiedad privada, el recaudo lo hace igualmente una empresa privada: Recaudo Bogotá para la todas las fases de TransMilenio y el SITP, el Distrito de Bogotá recibe parte de las utilidades, con las que debe mantener la infraestructura del sistema.[7]

El 90 % de los ingresos es para las empresas operadoras, el 5 % para la empresa que se encarga del recaudo y el 5 % para la ciudad de Bogotá. El Distrito cubre los gastos en mantenimiento de losas, estaciones e infraestructura en general y los operadores se encargan del mantenimiento, reparación, lavado y operación de buses, contratación de conductores y compra de flota.[8]

Debido a su distribución el sistema cuenta con diferentes operadores en cada una de los Portales del sistema troncal y/o zonas de la ciudad adjudicados en varios procesos durante la Historia de TransMilenio.

La operación de los buses de fase 1 y fase 2, son renovados entre el 2019 y 2020 con buses con nueva tecnología Euro VI a gas natural y diésel Euro V con filtro[9]​ el operador Connexion Móvil continuará hasta 2023.[10]



A inicios del año 2001 el sistema TransMilenio comenzó a extenderse hacia el sur hasta la estación Olaya, más tarde el 12 de mayo del 2001 el servicio se extendió con la tercera troncal de la Autopista Norte desde la estación Héroes, la que funcionó durante un tiempo como fin de la línea hacia el norte. El 23 de junio de ese mismo año la troncal de la Avenida Caracas sur se extendió hasta la estación Molinos y ya para terminar el 6 de agosto se inauguró la segunda cabecera del sistema conocida como el Portal de Usme y la ampliación de la troncal del norte hasta la estación de Toberín, luego el 2 de febrero del siguiente año se inaugura la tercera cabecera conocida como el Portal del Norte, y el 16 de febrero de ese mismo año se inaugura la cuarta cabecera conocida como el Portal del Tunal.

En 2002 se extendió el sistema a partir de la línea de la Caracas por la Avenida Jiménez, y llegó al Centro Histórico de la ciudad, con lo que finalizó la fase I proyectada del sistema y se dio inicio a la construcción de la fase 2.

El 27 de diciembre de 2003 se dio al servicio la troncal integrada por la Calle 13 y la Avenida de Las Américas, con el corredor vial hacia la localidad de Kennedy, quedando integrado al ramal del Eje Ambiental. Se inauguraron las estaciones de Banderas y el Portal de Las Américas.

El 1 de julio de 2005, se entregó parte de la segunda troncal de esta fase, la línea de sobre la Avenida NQS, que se desprende de la troncal Autopista Norte a la altura de la calle 92 para unir con la estación Santa Isabel, en la Autopista Sur con carrera 51,[11]​esta troncal extendió a la estación General Santander el 15 de septiembre del mismo año,[12]​ y el último tramo de esta troncal de la avenida NQS, de la Escuela General Santander al Portal del Sur, ubicado cerca al cementerio El Apogeo, entró en operación el 15 de abril de 2006,[13]

La troncal de la avenida Suba fue puesta en servicio el 29 de abril de 2006 después de habilitar el intercambiador Suba-NQS-Calle 80[14]

En el 2012, se inauguró la Troncal Calle 26 (Avenida Eldorado), con la puesta en funcionamiento del Portal Eldorado y la estación Gobernación en su primera etapa. Luego, en octubre se puso en servicio la totalidad de las estaciones de la calle 26 y la carrera Décima.[15]

En octubre de 2013 se anunció el inicio de operación de los buses duales (los cuales transitan tanto por carriles exclusivos como en tráfico normal) por la carrera Séptima, estos buses se detienen en los paraderos del carril exclusivo de la carrera décima hasta llegar a la estación subterránea de la estación Museo Nacional donde finaliza el carril exclusivo.[16][17]

El 27 de diciembre de 2013, tras 7 años de construcción, se inauguraron cuatro estaciones en el municipio de Soacha al sur de la ciudad de Bogotá entre La Despensa y San Mateo, estas estaciones forman parte de la primera fase de construcción del sistema de transporte en el municipio de las tres proyectadas,[18][19]​ante la gran demanda y la rápida saturación que sufrió el servicio en el municipio, a solo tres meses de ser inaugurado, se hizo necesaria la ampliación de las estaciones exceptuando la de la Despensa, adecuándolas para la operación de biarticulados.[20]​ Simultáneamente para lograr la implementación del servicio de alimentadores fue necesaria la construcción de la estación integrada de San Mateo.[21]​ La obra fue finalizada en diciembre del 2014 pero debido a desacuerdos entre TransMilenio y la alcaldía de Soacha no fue puesta en funcionamiento hasta 2016.[22][23]

Antecedentes

En 2017 se anunció la llegada de una nueva flota de buses articulados y biarticulados que remplazarían a los buses antiguos que habían estado en servicio desde la llegada de TransMilenio en el año 2000.[24]​ La nueva flota de buses era de interés y tema de debate por parte de varios sectores. Los ambientalistas levantaban su voz al indicar la grave contaminación del aire producida por los motores Diésel[25]​ y la contaminación auditiva[26]​ que superan los 100 dB, cuando el nivel permitido es de 85 dB, [27]​ generando estrés en los habitantes,[28]​ también se indica retraso en el desarrollo de tecnológicas limpias y el aumento de enfermedades respiratorias.[29]​, estas advertencias permiten que TransMilenio modificara los pliegos definitivos para entregar más puntos a los oferentes que presentaran tecnologías más amigables con el medio ambiente como gas natural o buses eléctricos.[30]

La noticia fue importante pues los usuarios argumentaban fallas mecánicas en los buses antiguos (según TranMilenio en 2017 se presentaron más de 9000 fallas mecánicas)[31]​ y retrasos en el sistema por parte de buses que se quedaban varados en las vías,[32]​ según TransMilenio en el periodo entre enero de 2018 a julio de ese mismo año se vararon en promedio 25 buses al día.[33]​ .

Características

En junio de 2019 comenzó en servicio la nueva flota de buses con la primera fase de 202 articulados y 134 biarticulados[34]​ de un total de 1141 buses 33% articulados y 67% bi-articulados, [35]​ cada uno con mayor capacidad que los anteriores aumentando a 140 mil cupos de pasajeros.[35]​ La flota incluye 741 vehículos a gas natural con estándar Euro VI y 700 a Diésel estándar Euro V.[35]​ La característica que sobre sale en comparación a los buses anteriores son las sillas laterales que al estar en esa posición aumenta la capacidad de usuarios de pie al 15%. [35]​ Por razones de seguridad [35]​ se han instalado cámaras contando una especial que vigila el conductor, conectadas con la Policía y la Secretaria de Seguridad de Bogotá.[36]

Una de las marcas ganadora de la licitación es la sueca Scania , que incorpora 741 buses Euro VI con Gas Natural. Cada bus cuenta con "una caja negra" que permitirá hacer seguimiento a cada procedimiento de la operación. El dispositivo escanea velocidad, frenado y programación de mantenimiento. Cada motor permite una operación de 1.2 millones de km.[37]

Las ensambladoras[38]​ son Busscar de Colombia con sede en Pereira y la brasileña Marcopolo con sede en Bogotá [39]​ y operaciones en Cota (Cundinamarca).[40]

Sillas

Estos buses tienen una nueva distribución de las sillas, donde se orienta la espalda de las sillas a los laterales del bus. Algunos artículos indican que estas no pueden ser utilizadas para que los pasajeros que están de pie se sostengan de algo ante frenadas repentinas y bruscas, al estar más gente acumulada los pasajeros de pie se pueden caer con mayor facilidad en los pasajeros que van sentados, en especial cuando el bus hace giros.[41]

Buses de Sitramss en TransMilenio

Una noticia que se resaltó con la llegada de los nuevos buses fue que uno, en su estreno se varó en la Avenida Suba , el hecho hizo retumbe en las redes sociales[42]​ , al igual el desprendimiento del techo de un bus.[43]​ Poco después apareció un vídeo en las redes sociales en las que se mostraba dos buses del Sitramss de San Salvador en el Portal de Usme ,[44]​ y se esparció el rumor que los buses nuevos eran repintados y presentados como nuevos en Bogotá.[45]​ Transmilenio salió a desmentir el hecho e indicó que los buses salientes eran donados al sistema de San Salvador.[46]

El consorcio Sitramss está conformado por las firmas SIPAGO (40%), SUBES (30%, recaudador de pasajes) y el operador SI EL SALVADOR (30%),[47]​ el presidente ejecutivo de SIPAGO es el colombiano Víctor Martínez,[48]​ quien a su vez es presidente de SI99,[49]​ el operador más antiguo de TransMilenio en la Fase I desde 1999, Martínez además es uno de los ganadores de la actual licitación (2018) para renovar la Fase I y II de TransMilenio[50]​ bajo una nueva figura empresarial de razón social SI18.[51]​ Según la web de la alcaldía de Bogotá, Martínez es responsable de 461 buses nuevos.[52]

Martínez en una entrevista dijo que 80 de 250 buses sacados en circulación aún tenían vida útil y se pueden usar, como ejemplo citó que esos 80 buses entraron al sistema de TransMilenio en el 2010 y les quedan 11 años de vida legal, por parte de Sitramss recibió la propuesta de la donación de buses.[53]

Vandalismo

A solo días de entrar en función la nueva flota, cinco buses fueron atacados por desconocidos partiendo vidrios, rayándolos y pintándolos con grafitis[54]​ con un costo que superó los 10 millones de pesos colombianos cada uno.[55]​ Los hechos ocurrieron en varios sectores de la ciudad y se le atribuyó el hecho a seguidores del equipo de fútbol los Millonarios [56]​ que estaba en el 73 aniversario, [57]​ sin embargo la policía indicó que se podría tratar de hechos aislados.[58]​ Solo dos semanas después, en una de las estaciones de la Avenida Caracas un bus fue atacado con grafitis.[59]

En el sistema TransMilenio existen cinco tipos de estaciones:

Las estaciones sencillas generalmente tienen 5 metros de ancho (excepto las estaciones sin intercambio, cuyo ancho es de 3 metros, y tres de los vagones de la estación Ricaurte, que tiene casi 10 metros), la longitud de las estaciones sencillas varia de acuerdo a las características de la vía (por ejemplo ubicación de cruces semaforizados, curvas, etc.) y la cantidad de pasajeros en el sector.

Aparte, en algunas estaciones se prestan diversos servicios. Entre ellos se encuentran:

Desde el mes de diciembre de 2012 se presta en algunas estaciones el servicio de Internet inalámbrico con un cubrimiento aproximado de 300 metros.[60]

Actualmente, el sistema TransMilenio posee 147 estaciones distribuidas así:

E Ricaurte

El sistema cuenta con estacionamientos para los buses articulados en todos los portales, además de tres más: uno sobre la Avenida de los Comuneros con Carrera 18, otro subterráneo en la Avenida Norte-Quito-Sur con Calle 19 y otro sobre la Avenida Jorge Gaitán Cortés con Calle 59C Sur. Allí se le realiza mantenimiento a la flota de autobuses y existen salas de descanso para los conductores con cafeterías incluidas.

En algunos de dichos estacionamientos están las oficinas de los consorcios que prestan el servicio (en los que están ubicados en los portales).

Desde el 2 de marzo de 2020, el pasaje de TransMilenio tiene un costo de $2500 (aproximadamente US$0,75 o 0,65) todo el día, todos los días, y la tarifa de componente zonal de del SITP es de $2300.[62]​ Los transbordos a los demás componentes del sistema de transporte de la ciudad son gratuitos a cualquier hora del día y el costo del transbordo de los componentes del SITP al sistema troncal es de $200.[63]​ Los precios de los transbordos aplican para realizar dos operaciones dentro de los 110 minutos luego de haber realizado la primera validación de un pasaje.[64]

El sistema también cuenta con tarifas preferenciales que le da beneficios para adultos mayores (personas mayores de 62 años), personas en condición de discapacidad y usuarios afiliados al SISBÉN con algunas condiciones. Se aplican con el uso de la tarjeta Tullave Plus Especial. Para adultos mayores es de $2070 en el componente troncal y $1890 en los componentes zonales hasta por 30 viajes al mes. Las personas en condición de discapacidad cuentan con un subsidio de $22 000 abonados mensualmente a la tarjeta Tullave personalizada, se mantienen los mismos precios plenos en la tarifa pero el beneficio se refleja en la carga mensual que reciben en sus tarjetas. Y los beneficiarios del SISBÉN deben estar inscritos en los niveles 1 y 2 de un sistema de puntos y deben ser mayores de 16 años, el valor del pasaje es de $1725 en el componente troncal y $1575 en los componentes zonales hasta por 30 viajes al mes. Para estas poblaciones las tarifas de los transbordos no tienen variaciones respecto a las tarifas normales.[64][65]

El precio original del pasaje de TransMilenio en 12 de 2000, al momento de la inauguración del sistema, era de 800 pesos.[66]

El ingreso a TransMilenio se hace mediante tarjetas inteligentes sin contacto (Mifare e Infineon), adquiridas o recargadas en las taquillas, o en la red de recarga externa de Tullave en la ciudad. En la actualidad existen varios tipos de tarjetas, siendo administradas por un solo operador de recaudo, por tanto se expiden todas bajo la denominación "Tu llave" (Básica, Plus y Plus Especial), anteriormente el sistema tuvo otro operador cuyas tarjetas fueron descontinuadas.

Homóloga de la tarjeta Monedero, introducida al inaugurar la Fase III. Acepta también recargas de crédito en pesos para el pago de pasajes. Sin embargo, no es personalizada, por lo que no ofrece viaje a crédito o fiado, recuperación de saldo en caso de perdida ni descuento por transbordo [67]​, puede ser utilizada en todas las estaciones y portales de TransMilenio[68]​ y los buses del SITP. Tiene un costo de $5.000 pesos.[69]

Homóloga de la tarjeta Cliente Frecuente, introducida al inaugurar la Fase III. Acepta recargas de crédito en pesos para el pago de pasajes, están personalizadas con los datos del usuario, permiten el viaje a crédito, la recuperación de saldo en caso de perdida y descuentos por transbordos dentro del Sistema Integrado de Transporte. Actualmente puede ser utilizada en todas las estaciones y portales del sistema TransMilenio[68]​ y los buses zonales del SITP. Tiene un costo de $5.000 pesos.[70]​. Esta tarjeta cuenta con tres variaciones:

Utilizada por las personas mayores de 16 años con un puntaje inferior a 30.56 puntos SISBEN III[71]​ quienes tienen un menor valor en el pasaje.

Las tarjetas se pueden adquirir en las taquillas de las estaciones o portales, en marzo de 2008 se dispusieron taquillas en comercios cercanos a las estaciones principales con el fin de descongestionar las taquillas de las estaciones que eran los únicos lugares donde se podía adquirir.[72]​ Allí también, los usuarios podían comprar la tarjeta Cliente Frecuente, la cual incluye el nombre y cédula de cada uno de ellos.[73]​. Actualmente existen miles de puntos de recarga y venta de tarjetas en toda la ciudad y en los municipios de Cajicá, Cáqueza, Chía, Chocontá, Cogua, Cota, Facatativá, Funza, Fusagasugá, Gachancipá, Girardot, La Calera, Madrid, Mosquera, Pacho, Sibaté, Soacha, Sopó, Tabio, Tocancipá, Ubaté, Villa Pinzón, Villeta y Zipaquirá mediante la red Paga Todo.

Los pasajeros en los buses intermunicipales, que transportan personas entre Bogotá y los municipios metropolitanos, deben pagar una tarifa de $1.400 (US$0.48) pesos colombianos adicionales, por economía.

Las rutas alimentadoras circulan a través de la vía mixta de tráfico normal, por la cuenca de alrededores del portal o la estación de transferencia o intermedia, donde tienen paraderos señalados y programados donde se hace el ingreso y salida de pasajeros que entran y salen del sistema. Los alimentadores permiten acercar a los usuarios a los barrios más retirados de las estaciones, a sus lugares de destino o de origen sin realizar pago adicional.

En la tabla se clasificarán las rutas alimentadoras de la siguiente manera:

1.X. Cobro en estación, no se permite el viaje entre paraderos.

1-X Cobro en el vehículo, se permite el viaje entre paraderos.

TransMilenio presta su servicio de lunes a viernes de 04:00 a 23:30, los sábados de 04:30 a 23:30 y los domingos y días feriados o festivos de 05:00 a 22:30. De lunes a viernes el servicio de buses alimentadores empieza a funcionar desde las 03:00 hasta las 00:30. Los sábados desde las 03:30 hasta las 00:30. Los domingos y festivos este mismo servicio funciona de 04:00 hasta las 23:30, aunque las rutas son menos numerosas y por ende la oferta de buses se reduce considerablemente. Durante las horas pico circula una mayor cantidad de vehículos que en las horas valle.

Durante las jornadas de Bogotá Despierta, en las cuales el comercio está abierto hasta altas horas de la noche, el sistema funciona hasta la medianoche.[75]​ De igual manera, el 31 de diciembre de 2008, 2009 y 2013 el servicio funcionó en jornada continua hasta las 03:00, debido a la fiesta de fin de año en la Torre Colpatria.[76]

Como hecho destacado, los días 19 y 20 de agosto de 2011 TransMilenio operó 43 horas seguidas desde las 5:00 a. m. del 19 de agosto hasta las 10:00 p. m. del 22 de agosto por la noche, previa a la final de la Copa Mundial de Fútbol Sub-20 de 2011, que se llevó a cabo en Colombia.[77]

Los vehículos articulados que circulan por las troncales son de color rojo y un tamaño y altura superiores a las de un autobús normal, con una articulación en el medio de color gris y material de tela, que permite girar en la mitad para permitir que doble y gire en los recorridos. Internamente tienen 40 sillas de color rojo y 8 de color azul exclusivas para niños, ancianos, discapacitados y mujeres embarazadas, y una zona especial para ubicar sillas de ruedas. Tienen una capacidad total de 160 personas, 48 sentadas y 112 de pie. Cuentan con tableros electrónicos y un sistema de altavoz que indican las próximas paradas. Cada articulado tiene cuatro puertas de entrada y salida en el costado izquierdo y dos para casos de emergencia en el costado derecho ocultas bajo tapa en las escaleras.

Los autobuses son fabricados con los mismos estándares, sin importar su marca. Los primeros en entrar en servicio fueron AB Volvo con carrocería Marcopolo ensamblados en Colombia, carrocerías Superpolo y Chasis Mercedes-Benz o carrocería Busscar. Posteriormente al sistema fueron llegando otras combinaciones de chasis y carrocería para articulados, como es el caso de los Comil con chasis Scania L94 o combinaciones de carrocerías Busscar Urbanuss Pluss y Marcopolo Gran Viale, y Gran Viale BRT con chasis Volvo B10M, Volvo B12M, Mercedes Benz O500MA y Scania K310. Con la licitación de los nuevos buses, TransMilenio ordenó aproximadamente 1440 buses con tecnología Euro 5 y Euro 6 a gas, reduciendo así un 95% de material contaminante particulado.

El 6 de agosto de 2009, cinco de estos buses fueron puestos en servicio.[78]​ Estos buses tienen dos fuelles y tres cuerpos con una longitud de 28,45 metros de largo, su cuerpo principal está pintado de color rojo, sin embargo, en la parte frontal y trasera son de color amarillo para que los conductores puedan diferenciar los buses en las troncales. Cuentan con una capacidad de 250 personas, 62 sentadas y 188 de pie.[78]​ tienen 14 puestos de preferencia para pasajeros con discapacidades, mujeres embarazadas o personas de la tercera edad y con dos espacios para ubicar sillas de ruedas. Son los buses más largos de su tipo del mundo. Cuentan con tableros electrónicos y un sistema de altavoz que indican las próximas paradas. Cada biarticulado tiene siete puertas de entrada y salida en el costado izquierdo y dos para casos de emergencia en el costado derecho ocultas bajo tapa en las escaleras.[78][79]

Los autobuses son fabricados con los mismos estándares, sin importar su marca. Los primeros en entrar en servicio fueron Volvo con carrocería Marcopolo y Busscar Urbanuss Pluss ensamblados en Colombia.

Posteriormente al sistema fueron llegando otras combinaciones de chasis y carrocería para articulados, como es el caso de Busscar Urbanuss Pluss y Marcopolo Gran Viale, y Gran Viale BRT con chasis Volvo B12M, Volvo 340M, Scania F340 y Scania K310. Con la licitación de los nuevos buses.

Los vehículos alimentadores son similares en su diseño interior a los articulados, la gran mayoría cuentan con tres puertas, aunque de menor tamaño, y un tablero electrónico que indica la ruta y el destino.

Su color es verde y azul, con el nombre de TransMilenio en blanco, carente de articulación y son del tamaño de un bus normal. Tienen una capacidad máxima de 90 personas, 35 de ellas sentadas. Estos vehículos son marca Scania, Mercedes-Benz, Chevrolet, Volkswagen, Volvo, Thomas Built y Blue Bird, carrocerías Marcopolo, Busscar y BlueBird.

Los buses duales tienen como característica principal sus puertas a ambos costados, puerta izquierda para la circulación sobre las troncales de TransMilenio con estaciones en el centro de la vía y puerta derecha y validador a bordo para la operación sobre las vías principales con paraderos del Sistema Integrado de Transporte ubicados al costado derecho de la calzada.[80]

Para diferenciar la función de este tipo de buses, la combinación de colores de su pintura es diferente a los actuales articulados y biarticulados que circulan por las troncales y a los alimentadores y servicios del Sistema Integrado que funcionan por las vías de la ciudad; cuenta en sus costados con el tradicional rojo de los buses articulados pero en su parte delantera y trasera está pintado de color gris diferente a cualquiera de los colores que se usan en los buses de la ciudad.

Iniciaron su operación el 26 de octubre de 2013 con los servicios L80 y M80 conectando la Troncal de la Carrera Décima con la Carrera Séptima.[81]

Los autobuses que usualmente circulan por la Troncal de la Carrera Décima, operados por Consorcio Express S.A.S.,con carrocería Busscar Urbanuss Pluss S3, además el Bus de Blue Bird Sigma tienen carrocería Blue Bird Sigma, con chasis Thomas Built con el número N530 y mientras que los autobuses que circulan por la Troncal Calle 26, operados por GMÓVIL S.A.S, cuentan con carrocería Marcopolo Gran Viale BRS, ambos con chasis Volvo B215RH.

En noviembre de 2019 se adjudicó la construcción de 3,5 km de carril exclusivo entre la estación Molinos y el Portal de Usme, y la nueva estación Danubio frente a la cárcel La Picota.[82]​ Además, se tiene planeada una extensión más allá del Portal de Usme, hasta la avenida Boyacá en el sector de Yomasa, que contará con tres estaciones nuevas e incluye la construcción de los carriles exclusivos y de tráfico mixto, espacio público y ciclorruta.[83]

En noviembre de 2018 se anunció el convenio de financiación entre el Gobierno Nacional y el Distrito que aseguraba los recursos para la construcción de las troncales de la avenida Ciudad de Cali y la avenida Congreso Eucarístico.[84]​ Se proyectó que la troncal tuviera una longitud de 23,8 kilómetros con 31 estaciones. Conectaría las troncales de la avenida de Las Américas, la avenida Eldorado y la avenida Suba, además de la primera línea de metro a la altura de la avenida Villavicencio.[85]

Un año más tarde, en diciembre de 2019 se anunció la apertura de la licitación para construir el primer tramo de la troncal desde el municipio de Soacha hasta la avenida de las Manuel Cepeda Vargas. Este tramo es considerado como una línea alimentadora de la primera línea del metro. Tendrá una longitud de 7,4 kilómetros con dos carriles para TransMilenio y dos para vehículos mixtos por sentido. En este tramo se planea la instalación de 6 estaciones nuevas y la reconstrucción de 2 estaciones existentes.[86]​ La licitación fue adjudicada en octubre de 2020 a cuatro consorcios distintos, que se encargarán de la construcción de igual número de sectores de la troncal. Se espera que las obras se inicien en junio del 2021.[87]

En noviembre de 2018 se anunció el convenio de financiación entre el Gobierno Nacional y el Distrito que asegura los recursos para la construcción de las troncales de la avenida Ciudad de Cali y la avenida Congreso Eucarístico.[84]​ El proyecto contempla la construcción de 17 kilómetros entre la Autopista Sur y la Carrera Séptima con calle 100. Se espera que cuente con 21 estaciones y que atraviese diez localidades: Usaquén, Chapinero, Barrios Unidos, Suba, Engativá, Teusaquillo, Fontibón, Puente Aranda, Kennedy y Tunjuelito.[85]​ En octubre de 2019 se inició el proceso de licitación para diseñar y construir esta troncal,[88]​ y finalmente, el 23 de enero de 2020 se adjudicó la construcción de esta troncal a un total de cuatro consorcios entre los cuales se distribuyeron los 9 tramos en los cuales se dividió la vía.[89]​ El acta de inicio fue firmada a finales de junio del mismo año.[90]

En el año 2007, se finalizaron los estudios y diseños de la troncal de la carrera Séptima; sin embargo la licitación para construir la troncal no se llevó a cabo y los estudios fueron archivados.[91]​ Luego, se realizaron unos nuevos diseños para construir una troncal más económica que no requería adquirir predios y sin carriles de sobrepaso en las estaciones. El 3 de septiembre de 2010 la obra fue adjudicada, sin embargo, debido a las quejas de los vecinos de la vía, el inicio de la obra se retrasó y en septiembre de 2011 se suspendió el contrato que finalmente no se llevó a cabo. En enero del 2016 se anunció que la troncal de la carrera Séptima entre la estación Museo Nacional en la calle 32 y la calle 170 se construirá de acuerdo a los diseños realizados inicialmente en el año 2007. El Instituto de Desarrollo Urbano dio a conocer el prepliego de condiciones para realizar la actualización y los ajustes a los estudios existentes y la elaboración del diseño final hasta la calle 200 y no hasta la 170 como se tenía contemplado inicialmente.[92]​ En diciembre del mismo año se adjudicó a una empresa la actualización de los diseños[93]​ y en octubre de 2018 se abrió la licitación para escoger a los encargados de la construcción del corredor que se dividió en 8 tramos para ser adjudicados a igual número de oferentes.[94]​ Sin embargo, esta licitación se detuvo luego de que el Tribunal Administrativo de Cundinamarca dejó en firme la medida cautelar que había en contra de la materialización de la troncal presuntamente por generar daños patrimoniales.[95]​ Finalmente, a finales del 2020 el proceso fue cancelado de forma definitiva.[96]

En noviembre de 2020 la administración distrital dio a conocer una nueva propuesta para la vía, denominado como «Corredor Verde» el cual comprende la construcción de carriles exclusivos para buses duales eléctricos con sobrepaso en las estaciones, cuya particularidad es serán abiertas para disminuir el impacto visual en el entorno. El proyecto entró en etapa de diseños para ser presentado definitivamente en el año 2021.[97]

En noviembre de 2020 Bogotá y Cundinamarca firmaron cuatro convenios para la adhesión de la capital a los proyectos de movilidad que permitan una mejor conexión con el departamento, entre estos proyectos se encuentra la construcción de la troncal de TransMilenio por la Avenida Centenario desde el límite del Distrito hasta el sector de Puente Aranda, proyecto que ya cuenta con sus respectivos diseños.[98][99]

El 21 de agosto de 2019 se dio apertura a la licitación de la extensión de las troncal de la Autopista Sur hasta el sector de El Vínculo en el municipio de Soacha. La licitación fue adjudicada el 29 de noviembre del mismo año a las empresas Consorcio Vial de Soacha y Conconcreto S.A. que se encargarán de construir en la primera fase dos estaciones sencillas y una intermedia a a altura del sector de El Altico, un tramo de 1,3 kilómetros; y la siguiente fase con dos estaciones sencillas adicionales y el patio portal en el sector de El Vínculo que tendrá nueve plataformas de alimentación y seis para los buses troncales, en una extensión del tramo de 2,6 kilómetros.[100]

Coordenadas: 4°38′56″N 74°06′31″O / 4.6490, -74.1086


English Version / Versión en Inglés > TransMilenio


Escribe un comentario o lo que quieras sobre TransMilenio (directo, no tienes que registrarte)


Comentarios
(de más nuevos a más antiguos)


Aún no hay comentarios, ¡deja el primero!